Adicción a la marihuana

acupuntura contra el tabaco
Acupuntura contra el tabaco
3 mayo, 2022
Show all

Adicción a la marihuana

adicción a la marihuana

Las características  de la adición a la marihuana también pueden ser muy similares a la del cannabis. Lo que empieza siendo un consumo lúdico, normalmente en la adolescencia, puede pasar con los años a convertirse en una adición.

Inicialmente es el grupo de amigos el que nos introduce en el consumo. Hace que riamos; nos relajemos; y nos sintamos participes de una actividad común. Pero, poco a poco, pasa a ser un consumo más orientado a la evasión. Consumo privado con el que buscamos tener una sensación de estar en un estado de ensoñación. Y con cada vez más distancia sobre lo que realmente nos está pasando.

Consecuencia de un consumo repetido de marihuana:

  • Apatía: Nos sentimos cada vez más cansados. Nos cuesta tomar decisiones sobre qué hacer en cada momento. Nos parece todo muy trabajoso y, si podemos, evitaremos hacer cualquier actividad que nos suponga un esfuerzo mental. Intentaremos dilatar todo lo que demande de nosotros una especial atención o dedicación. Aplazaremos fechas o simplemente incumpliremos lo pactado.
  • Segregación de las amistades. Solo tenderemos a tener relaciones cercanas con aquellas personas que compartan nuestra adición por la marihuana. Nos sentiremos desplazados; y evitaremos pasadas amistades que no compartan nuestro consumo.
  • Paranoia: Le damos vueltas a cualquier cosa. Una simple conversación o un acto, muchas veces nos parecerá que va en contra de nosotros. Nos sentimos perseguidos y parece que el mundo conspira contra nosotros.

La marihuana rara vez va a causarnos una intoxicación grave. Ya que sus efectos normalmente están limitados por un estado que no nos permite consumir más. Los efectos van  paulatinamente subiendo o bajando, según las cantidades consumidas, para, normalmente, atenuarse mucho con el paso de unas horas. Sí que puede hacer sumirnos en un estado de letargo más o menos prolongado que nos impida realizar cualquier actividad que nos exija un mínimo de esfuerzo.

Sin embargo, su consumo prolongado en el tiempo puede producir alteraciones mentales que hasta ese momento no teníamos; o acentuar otras que teníamos en un estadio muy inicial. Es frecuente que personas con tiempo consumiendo tengan muy poca eficacia en lo que realizan y que les cueste cumplir a la hora de fijar acuerdos; citas; o ejecución de tareas programadas.

Para salir de la dependencia, lo primero es ser tener conciencia firme de querer un cambio.

Este paso inicial es el impulsor de ese cambio, el instinto nos dice que hay que cambiar, salir de ahí y tomar las medidas oportunas. El siguiente paso a la emoción tiene que ser la acción, decidir qué pasos hay que adoptar, aunque sean pequeños para poder ir consiguiendo nuestro objetivo. Que es lo más conveniente para nosotros. Si conseguimos hacer estos actos positivos de forma reiterada se conseguirá un nuevo hábito que desbaratara al anterior y modificara nuestra conducta.

Si quieres salir de la dependencia de fumar, podemos ayudarte con el tratamiento láser para dejar de fumar que realizamos en  “No más tabaco”. Te  ofrecemos seis meses de garantía y te ayudamos a gestionar la ansiedad y los síntomas de abstinencia. ¡Llámanos e infórmate! Te ayudamos a dejar la adicción y mejorar tu calidad de vida.